2:07 pm - martes junio 19, 2018

‘Cartas de amor’, de Luis Alberto de Cuenca (Poema inédito)

Written by | 02/07/2014 | Comentarios desactivados en ‘Cartas de amor’, de Luis Alberto de Cuenca (Poema inédito)

Después de darse un baño de agua tibia
y enjabonarse hasta el agotamiento
(para olvidar que aquella mala pécora
lo había despedido de su casa,
dándole con la puerta en las narices),
se acordó de las cartas que había escrito
—y no había enviado— a aquella chica
de pelo rubio que vivía entonces
a una manzana de su casa, en tiempos
tan remotos como las oleadas
dorias del siglo XII antes de Cristo,
la conquista de Troya o las tablillas
micénicas de Cnoso, Pilo o Tebas.
Buscó las cartas cuidadosamente
en todos los cajones de su cuarto
y, al fin, las encontró. Las leyó todas
a media voz, luchando con las lágrimas,
y vio que algunas de ellas contenían
fotos de la muchacha, polaroids
clandestinas que había conseguido
hacerle por la calle, sin que ella
se hubiese dado cuenta. Era tan fuerte
la experiencia de oler en esas cartas
el aroma de aquel amor pretérito
que se impuso por K. O. a la tristeza
de su actual desengaño. Una vez más
se cumplió aquello de que en el pasado
es donde hay que buscar las soluciones
a las miserias de nuestro presente.

Luis Alberto de Cuenca
Aiguablava, 13 de agosto de 2013

 

Artículos relacionados

  • ― Aceptas lo que ocurre tan tranquilo. Lo miras todo desde fuera, como una pieza de Brecht. Eres capaz de ver las cosas desde lejos, sin que te impliques en ellas lo más mínimo. ― ¿Después de que han pasado o mientras pasan? ― Me pregunto si hay algo que te afecte, que te altere,…
  • Sólo tú puedes convertir en vida estas palabras. Sé bienvenido, bienvenida, esta novela no tiene reglas, es reino de la libertad, sus únicos corsés son los del arte. Eduardo Martínez Rico   La literatura como losa, como aprendizaje, como fuerza, como motor y como enseñanza constante. Todo un libro que reflexiona sobre la literatura, al…
  •   Los filólogos, cuando hay una vocación de por medio, somos seres curiosos condenados a la lectura y a los desmedidos placeres que ésta, cuando es buena, provoca. Lo leemos todo, todo lo buscamos, perseguimos libros por las librerías, nos encanta hablar de nuestras lecturas y juntarnos con congéneres. Tratamos a los escritores que leemos…
Filed in: Literatura, Poesía

Comments are closed.