10:12 pm - Tuesday September 26, 2017

Archive: Viajes Subscribe to Viajes

Verano del 15 (Virginia Woolf en Monk’s House)

Written by | 29 May 2016 | Comments Off
Verano del 15 (Virginia Woolf en Monk's House)
Angelica Garnett, Vanessa Bell, Clive Bell, Virginia Woolf, John Maynard Keynes y Lydia Lopokova en Monk’s house Con sus verdes colinas hasta donde alcanza la vista, el condado de Sussex Oriental es una de las zonas más bellas del sur de Inglaterra. Es comprensible que Virginia Woolf y su marido Leonard eligieran en 1929 una casa a las afueras de Rodmell -para descansar de su atareada vida en Londres- en la que poder escribir y recibir a sus amigos hasta que en 1940 se instalaron definitivamente en ella huyendo de los bombardeos de la II Guerra Mundial. Dijo Virginia Woolf que todo lo que necesitaba una mujer para ser independiente era una habitación propia y algo de dinero, frase que supuso una de las bases del feminismo, pero Woolf fue algo más que una abanderada del movimiento de

Visita a Helsinki, la ciudad de la Navidad

Written by | 26 December 2014 | Comments Off
Visita a Helsinki, la ciudad de la Navidad
Con las tradicionales vacaciones de fin de año a la vista, ¿qué mejor plan que viajar a la ciudad de la Navidad? Helsinki, una moderna capital europea con una buena oferta cultural, gastronómica y de entretenimiento. Teniendo en cuenta el aspecto económico, antes de partir es muy interesante estudiar la posibilidad de adquirir la conocida como Helsinki Card, una tarjeta que permite acceder gratuitamente al transporte público de la ciudad (tren, autobús, tranvía y metro), la entrada gratuita a museos y otros lugares de interés, así como descuentos en restaurantes, teatros y centros comerciales. La tarjeta se puede adquirir para 24, 48 ó 72 horas por 36, 48 y 58 euros respectivamente si se compra online y su duración comienza a contar desde su primera utilización. Ya metidos en

En el monasterio de El Escorial

Written by | 08 August 2014 | Comments Off
En el monasterio de El Escorial
Voy, vamos, a El Escorial impulsados por nuestra anterior visita a Yuste (Cáceres), el monasterio en el que se retiró Carlos V, aquel paraje paradisíaco que hizo un poco más amables sus últimos años, tan diezmado por la gota. Voy con mi amigo Iñaki Sánchez Simón, arquitecto y amigo de la infancia, que firma las fotos. Como es arquitecto me cuenta muchas cosas sobre el monasterio. Ya estuve aquí hace años –he ido muchas veces a El Escorial, y cada vez me dice algo diferente–. Mi tema, mi interés principal es Carlos V, pero después de visitar Yuste encontré que El Escorial se me iluminaba, otra luz, otra profundidad. Felipe II admiraba de veras a su padre. Su personalidad, su poder, sus territorios, venían de él, siendo tan distintos. El Escorial nació con la idea de ser

El viaje y la renuncia

Written by | 04 August 2014 | Comments Off
El viaje y la renuncia
Recordaba con genial sorna Gómez Dávila que las catedrales no fueron construidas para fomentar el turismo. Que una observación así pueda perder la ironía para convertirse en didáctica nos hace temer una profunda ignorancia de todo lo referido a nuestra tradición. No vamos descaminados: hablar hoy de dioses remite a un vago y neblinoso territorio situado junto a dragones, elfos y vampiros con acné. Antes los ilustrados negaban el mito. Ahora, sencillamente, todo se confunde con todo. La orfandad de trascendencia que caracteriza a nuestros días ha sido sustituida por lo que le quedaba más a mano: la experiencia. Nos urge la necesidad de espacio y de tiempo. De ahí la cantinela del ser uno mismo, que con rictus de selfie, promueve un «yo estuve ahí» planetario de mecánica ansiosa.

Yuste, paraíso perdido

Written by | 18 May 2014 | Comments Off
Monasterio de Yuste, paraíso perdido
Para Celia y Peter Con la biografía Carlos V de Joseph Pérez en la mochila, y la de Carlos V. El césar y el hombre, de Fernández Álvarez, en la cabeza, viajé a Yuste, Cáceres, hace unos días, un viaje que me dejó honda huella. Desde Madrid fui por la Nacional 501, gracias al consejo de mi amigo Iñaki Sánchez Simón, magnífico compañero de viaje y autor de las fotos que ilustran este artículo. En plena primavera la tierra está preciosa, y tanto Madrid, Castilla y León como Extremadura, estallan de belleza y sugerencias. Ya sólo el viaje a Yuste desde Madrid es un gran placer. Por esta carretera se tarda un poco más debido a que hay que ir más despacio por los pueblos, pero si no hay prisa merece la pena por todo lo que ofrecen el campo y las montañas. Hay opiniones para

Pregón del Año Nuevo

Written by | 08 April 2014 | 1
Cuenca, ciudad encantada
Hoy es final de año. Leo la descripción de la fealdad de la ciudad de Orán, próxima a una hermosa y desgarradora naturaleza, y, al tiempo, alguien, en el chat del ordenador, en desliz apocalíptico, escribe «el final de los años», que me alerta. Ya sé que no es el final. Por mucho que el viento, en la calle, saque sonidos quejumbrosos que atemorizan al chocar con las esquinas. Los miedos de hoy estarán vivos mañana. La destrucción total será obra de la violencia humana que fragua el fanatismo. Pero esa insinuación involuntaria por unas eses escurridas es un insonoro clarinazo y en un día como hoy -cuando ni te vas, ni nada empieza, ni acaba- no me lleva al borde del tiempo, me invita a regresar a la vida de hace ya muchos años. Lo hago. Regreso con el recuerdo a mi sitio.

Florencia inesperada (y II)

Written by | 03 July 2013 | 1
Florencia inesperada (y II)
Plaza de San Lorenzo, como dijimos. Sabiendo que el Duomo estaba a quinientos metros, me dio prácticamente igual. «Pues bonita, andiamo». Lo primero que se ve entrando por la Via dei canti dei Nelli es el Baldachino. «Qué preciosidad». Tres metros más alante y ya se ve la catedral. –A todo esto, el año que viene nos toca graduarnos y esas cosas. ¿Tú lo de ir a la Riviera Maya o a Punta Cana, qué? Pasando, ¿no? –Carlos ya está acostumbrado a la catedral y le da un poco lo mismo que uno esté alucinado. –Para ir a eso cojo el avión, os despido y me voy a casa de mis colegas, que tengo unos cuantos. Paso de hacer el guiri –dije, mirando la puerta. –Eso. Ahí, en ese punto entre la catedral y las puertas del Baldachino, uno no sabe adónde mirar. ¿Entramos al Duomo? También

Florencia inesperada (I)

Written by | 05 June 2013 | Comments Off
Florencia inesperada: cúpula de Brunelleschi
A Carlos, el amigo visitado. También a Yoli y Guada, sus compis de piso que me acogieron muy gratuitamente, y al resto de la gente tan genial que he conocido en esta ciudad tan maravillosa. Es tan típico escuchar «Ah, Florencia, la cuna del Renacimiento» que se hace repetitivo. Como ir a Nueva York y decir «Ah, la capital del mundo» o escuchar cómo se canta en Triana o Jerez. Pero es cierto y tampoco se hace de rogar para ser visto –estación de Santa María Novella, y a la derecha, según sales una Iglesia que no sabes cómo se llama–, pero te deja boquiabierto. Uno no se espera que Florencia sea, en verdad, tan fantástica. –Ésa es Santa María Novella, a ver si te crees que la estación se llama así por arte de birlibirloque –hubiera dicho cualquier persona lógica. Carlos,

El rincón de los amantes, en los Jardines de Luxemburgo (París)

Written by | 20 February 2013 | Comments Off
El rincón de los amantes, en los Jardines de Luxemburgo (París)
Sonó el despertador. Las diez de la mañana. A veces uno incluso maldice despertar, inconsciente de su insensatez. El albor grisáceo y cegador se colaba por el hueco de la cortina. Oí a las chicas parlotear y levantarse. Volví a recordar: París, la llovizna, Nochevieja, los Campos Elíseos. Me quedé unos minutos más en la cama paladeando esos pensamientos, que eran imágenes sincopadas que iban y venían como un lánguido oleaje onírico, igual que resonaban en los oídos los pasos cercanos, pero a la vez tan remotos, de mis compañeras de habitación. Creo que en aquel momento, sin saber por qué, fui feliz. A veces la felicidad se presenta así, de manera estúpida, sin avisar. El día de año nuevo se nos presentó algo fresco, y decidimos tomárnoslo con más calma. Las jornadas

El templo de las ratas de Bikaner: ¿visita obligada en la India?

Written by | 08 February 2013 | Comments Off
Interior del templo de Karni Mata, el llamado Templo de las Ratas
Interior del templo de Karni Mata, el llamado Templo de las Ratas Cerca de Bikaner hay templos llenos de ratas que trepan a los hombros de los sacerdotes y corretean entre los pies de los visitantes… Javier Moro, Impresiones: Rajastán Si por algo destaca Bikaner es sin duda por albergar a escasos kilómetros de su núcleo urbano el templo de Karni Mata. También conocido como el templo de las ratas, el santuario de Karni Mata está dedicado a esta encarnación de la diosa hindú Durga, que según cuentan los mitos profetizó la gran victoria de Rao Bika, rey y fundador de Bikaner. Millares de ratas se crían, pululan libres y son veneradas entre las paredes del templo, pues se cree que las almas de los seguidores de Karni Mata están encarnadas en la patulea de roedores que corretea