9:00 pm - martes marzo 19, 2019

Marina San José: «La subida del IVA no ha afectado al precio de las entradas del teatro»

Written by | 01/04/2013 | Comentarios desactivados en Marina San José: «La subida del IVA no ha afectado al precio de las entradas del teatro»

Hija de padres artistas, Marina San José marcó la distancia oportuna al elegir para sí un nombre artístico con un apellido desconocido para el público. Sólo cuando su rostro se hizo popular en Amar en tiempos revueltos, la gente conoció su árbol genealógico. Hizo el trayecto adecuado: primero el reconocimiento por su trabajo y luego las bendiciones por la rama que al tronco sale. Pero no sólo se ha curtido en la ficción televisiva diaria, pues desde hace años ha encadenado trabajos sobre las tablas: El cartero de Neruda, de Antonio Skármeta; Móvil, de Sergi Belbel; Don Juan, el burlador de Sevilla, de Tirso de Molina; Venecia bajo la nieve, de Gilles Dyrek; ¡Sin paga, nadie paga!, de Dario Fo; y ahora Hermanas, de Carol López, actualmente en el cartel del Teatro Maravillas de Madrid.

Me he citado con Marina San José tras la función de Hermanas de esta noche. Espero unos minutos de cortesía, salgo del teatro y me dirijo al bar de enfrente, donde los actores de la obra suelen reunirse al acabar la jornada.

Nada más franquear la puerta del bar, veo a Marina derrengada sobre la barra, ocultando la cara sobre los brazos. No parece el mejor momento para abordarla. Es comprensible que esté cansada. Una obra tan dramática como Hermanas demanda no poca implicación a sus actores. De repente, percibe mi presencia y sonríe. Yo me identifico y le recuerdo nuestra entrevista concertada. Me disculpo por importunarla, pero para entonces Marina ha recuperado ―si es que alguna vez la había perdido― toda su luz.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie paga

Mientras le hablo de los temas que quiero tratar con ella, nos sentamos frente a frente en una de las mesas del bar junto a un par de cañas. Tiene el maquillaje intacto, pese al cúmulo de emociones que acaba de mostrar sobre el escenario. Me pregunta si la grabadora captará correctamente nuestra conversación con tanto ruido alrededor. Quién sabe, habrá que arriesgarse. Marina se ríe. Es de esas personas con una sonrisa limpia, transparente. Se inclina hacia delante para hablar, con los brazos sobre la mesa, y mira fijamente, sin perder detalle, como para desarmar a su interlocutor. Tan pronto le observa a uno con mirada de femme fatale como estalla en sonoras carcajadas, según el tono de la pregunta. Marina San José posee una mezcla genuina de inocencia y desencanto. Es fácil caer bajo su influjo seductor. Y es que uno tampoco opuso demasiada resistencia.

Antes de nada, me gustaría felicitarte por la función de esta noche.

¿Te ha gustado?

Sí, aunque no es una comedia al uso.

No es una obra típicamente clásica. Hace uso de videoclips al principio y al final del montaje, flashbacks, hay números musicales, coreografías, baile…

¿Cómo te sientes ahora, justo al acabar una función?

Terminas la función contenta. Normalmente, los espectadores responden muy bien. Ves que la propuesta les ha gustado y notas su cariño.

Una cosa es el éxito diario que puede tener una obra y otra que ese éxito se prolongue a lo largo de las semanas en cartel. En el caso de Hermanas, se están cumpliendo ambas. ¿Estás satisfecha con la popularidad que está teniendo la obra?

Sí, muy satisfecha. De momento no ha habido ningún día que hayamos pinchado. No nos podemos quejar. La venta anticipada va fenomenal y todavía no tenemos fecha de clausura de la función. Esperemos que dure mucho.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie pagaDicen que la comedia es el género más complicado sobre un escenario, y en Hermanas, además, se mezcla constantemente con el drama. Ivonne, la hermana pequeña, a la que tú interpretas, tiene momentos muy divertidos, pero también muy melodramáticos. ¿Te resulta complicado cambiar de registro tan rápido como requiere tu papel?

En Hermanas hay comedia, pero en realidad es un melodrama. Si estás metida dentro de la historia, te sale. No piensas si en un determinado momento estás en un registro de comedia o de drama, sino que te vas dejando llevar por las vivencias de tu personaje. Ya desde el principio de la función, Ivonne pasa de la risa al llanto cuando llega casa tras varios días de juerga y se encuentra con que su padre acaba de morir y no ha podido despedirse de él. Y esa alternancia es buena para un actor, porque te hace implicarte al cien por cien con los sentimientos del personaje.

¿Se alimenta el actor del ánimo ―bueno o malo― del público durante la función?

Influye, es evidente. Pero no debe afectarte. Al actor no debe notársele si un día al público no le hace gracia una frase de su texto, aunque reconozco que es difícil mantenerse en ese punto justo de desapego.

¿Cuáles han sido las indicaciones que te ha dado Carol López, la autora y directora de la obra, para crear tu personaje en Hermanas?

Ivonne es una chica alocada a quien le gusta probarlo todo. Hoy estudia esto, mañana estudia aquello otro. Lo más importante, y así me lo señaló Carol, es que no tiene ningún conflicto consigo misma. Por ejemplo, no le preocupa haberse enamorado de otra chica…

Curiosamente, también tuviste un papel de lesbiana en Amar en tiempos revueltos. ¿Temes que se te encasille?

(Risas) No, pero hay parte del público que reacciona cuando Ivonne proclama que está saliendo con otra chica. Mucha gente me conoce por la serie, y cuando Ivonne sale del armario, siempre se oyen murmullos en el patio de butacas.

Amparo Larrañaga y María Pujalte son tus hermanas mayores en la obra. Ellas son actrices veteranas y ya habían trabajado juntas. ¿Te ha costado integrarte en el grupo para interpretar a la tercera hermana en discordia?

Ellas hacía mucho tiempo que no trabajaban juntas, desde la época de Periodistas. Las tres hemos hecho ejercicios de improvisación para generar dinámicas familiares no sólo entre nosotras, sino también con los demás actores (Amparo Fernández, Chisco Amado y Adrián Lamana), y ese proceso continúa día a día. Durante los ensayos, se fue creando solo. Podría no haber salido o que no se reflejara tanto, pero ha surgido entre nosotros algo único.

Debe de ser estimulante y enriquecedor trabajar con actrices tan experimentadas, no sólo con Amparo Larrañaga y María Pujalte, sino también con Amparo Fernández, que interpreta a la madre, y que durante la obra deslumbra al público con un inesperado número musical.

No podría sentirme mejor. Es una enseñanza constante. Sólo con observarlas, aprendes todos los días.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie paga
El elenco femenino de Hermanas: Marina San José, María Pujalte, Amparo Larrañaga y Amparo Fernández

¿Qué consejos da una actriz veterana a otra joven?

Ninguno. No tratan de adoctrinarte. Son todas muy terrenales.

Las tres interpretáis a tres hermanas distanciadas por la vida que se reúnen en la casa familiar para el funeral de su padre. ¿Deben los hijos abandonar el nido cuanto antes mejor?

Yo creo que es parte de la vida. Cada hijo tiene que hacer su camino. En todas las familias ocurre eso. Es necesario estar unidos, pero también distanciarse lo justo para tomar perspectiva.

«Cada hijo tiene que hacer su camino. La familia marca muchísimo»

Dada tu condición de hija de artistas, ¿crees que es necesaria la distancia artística con los padres?

Ellos nunca han sido muy de darme consejos. Me han dejado que tomara el camino que quería y me he sentido siempre muy apoyada por ellos, como cualquier padre hacia sus hijos.

Hay padres que son más dominantes que otros.

En mi caso, yo me independicé pronto, cuando terminé de estudiar. Mis padres siempre me han dado mucha libertad. Evidentemente, intentan evitar que tropiece con las piedras del camino, pero al final cada uno tiene que equivocarse y saber enderezarse. Es lo natural.

En Hermanas se pone especial acento a los diferentes vínculos que se establecen en una familia y que en determinados puntos de nuestra vida resultan determinantes. ¿Consideras la familia como un pilar fundamental del desarrollo de una persona?

Es cierto. La familia marca muchísimo.

¿Qué rasgos de tu personalidad has heredado de tus padres?

De mi padre, la timidez. Es muy reservado. Y de mi madre, el carácter. (Risas)

El padre en Hermanas tenía ciertas vinculaciones políticas, y hubo una época en la que también tus padres tuvieron mucha presencia en el terreno político.

Tenían que hacerlo, obviamente. Era otra época.

«Obviamente, no soy de derechas, pero no siento la necesidad de manifestarme políticamente»

Sin embargo tú nunca te has señalado políticamente.

No, porque no creo que tenga por qué hacerlo. Mis padres fueron de un partido político en un determinado momento histórico y estaba justificado. Hoy día, en lo que a mí respecta, no siento la necesidad de manifestarme políticamente.

Es una posición legítima, pero hay artistas que tienen una necesidad irrefrenable de expresarse políticamente en cuanto se les pone un micrófono delante.

Yo creo que no estoy para eso. Para eso están los políticos y deberían hacer su trabajo. Yo, obviamente, no soy de derechas, pero tampoco tengo que decir a qué partido voto. No me parece que deba hacerlo.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie pagaEn la última obra en la que trabajaste, ¡Sin paga, nadie paga!, se trataban temas políticos desde un punto de vista social, aunque en clave de comedia.

Sí, la obra trata sobre un asalto popular a los supermercados en tiempos de crisis, y coincidió justo con el alboroto que provocó Sánchez Gordillo en Andalucía este pasado verano. Nosotros, sin embargo, ya habíamos empezado a ensayar mucho antes de que aquello se produjera. Resultó premonitorio. Nosotros fuimos los primeros sorprendidos por la coincidencia.

Por cierto, Hermanas comparte productor con ¡Sin paga, nadie paga!.

Sí, precisamente, al poco tiempo de empezar con ¡Sin paga, nadie paga! en el Teatro Infanta Isabel, Pedro Larrañaga, el productor, me ofreció participar en Hermanas y no me lo pensé.

¿Cómo estás viviendo la crisis en lo que a ti te toca?

De momento agradezco a Pedro Larrañaga que me tenga trabajando. En estos tiempos, trabajar en una obra como Hermanas es una bendición. Muchas personas de mi entorno lo está pasando muy mal, se hacen muy pocas cosas. En televisión, por ejemplo, se están tirando muchas propuestas. Nadie se atreve a sacar adelante un nuevo proyecto, porque se encuentra con que ha realizado un trabajo que no se va a ver nunca. Es tiempo perdido. Y todo eso se nota muchísimo en el ánimo. La gente está de los nervios.

«La subida del IVA no ha afectado al precio de las entradas del teatro»

¿Ha repercutido la subida del IVA en la crisis del teatro?

Eso influye, claro. No directamente a la persona que compra su entrada en taquilla, sino que repercute en los trabajadores del sector, en los productores, en el propio director. No se puede hacer una subida del IVA del 8% al 21% en el precio de las entradas, porque los espectadores no volverían al teatro. De manera que la diferencia se mete por otros lados, sobre todo en costes de producción, para dejar el precio final intacto. Al espectador no le ha afectado la subida del IVA. Es más, incluso se tiende a bajar el precio de las entradas. Pero la gente se queda con el rumor de que «el teatro ha subido», aunque no sea cierto, y deja de venir.

Y parece que los datos de taquilla avalan lo que dices: el teatro ha sufrido una pérdida de casi dos millones de espectadores en el último año.

Yo, particularmente, doy gracias porque estamos llenando cada noche y ojalá siga así, pero hay compañeros que lo están pasando fatal. Incluso se están cerrando compañías de teatro por falta de medios.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie paga

A pesar de todo, a ti te va muy bien. Ahora estás promocionando un cortometraje titulado Sonata, basado en La sonata a Kreutzer, de Tolstoi, que acaba de ser seleccionado para cinco festivales internacionales. ¿Te esperabas este éxito tan rotundo?

En absoluto. Se trata de un corto realizado con muy pocos medios por un chico muy jovencito que se llama Jon Ander Tomás. Por motivos de trabajo no pude asistir al estreno, que se hizo en Bilbao, pero me han contado que fue un éxito en todos los sentidos. Y ahora está triunfando en el extranjero.

¿Cómo llegó el proyecto hasta ti?

A través de Jorge Roelas, que ya me conocía. Jon Ander y yo tuvimos una cita aquí, en Madrid, me explicó cómo quería hacer el corto y me pareció una bonita idea. En aquel momento, yo no tenía trabajo a la vista y me fui a Pamplona a rodar durante un fin de semana. Se grabó en Villa Clementina, un hotel precioso en Murillo de Lónguida.

A pesar de su juventud, Jon Ander Tomás ya ha estado en la Berlinale presentando Ella, su corto anterior. ¿Cómo es trabajar con él?

El tío tiene las cosas clarísimas. Va a ser un crack dentro de unos años. Se lo va a comer todo. Sonata es un trabajo sencillo, delicado y muy poético.

¿Hay mayor entendimiento entre la gente de la misma generación? ¿Hay un lenguaje común entre jóvenes?

No, depende de cada persona: conectas o no conectas. Jon Ander es un tipo muy agradable, y a pesar de su juventud, muestra mucha seguridad en su trabajo y sabe en todo momento lo que quiere. Y eso se agradece. No es fácil dirigir un corto, pero él consiguió hacerlo en un solo fin de semana. La vida no está ya como para hacer experimentos ni para desperdiciar horas de rodaje. Y Jon Ander lo llevó a cabo todo de manera muy profesional.

«El sexo es lo que mueve a muchos hombres»

En Sonata se establece que los hombres se mueven por pulsiones sexuales y no por sentimientos elevados. ¿Se parece esa visión a la que tiene Marina San José de los hombres?

(Risas) No sabría qué decirte. Puede que sí. El sexo es lo que mueve a muchos hombres. Pero también tengo esa impresión de algunas mujeres.

El corto se ha financiado gracias a una iniciativa de crowdfunding. ¿Crees que es una alternativa viable para la financiación de proyectos artísticos?

Sí, las iniciativas de financiación colectiva, como Lánzanos o Verkami, funcionan. Hay que buscar nuevas vías para producir cosas.

Pero muchas veces el crowdfunding no es suficiente.

Está bien para empezar. Tengo compañeros que han hecho cortos gracias al crowdfunding de Verkami. Y también han levantado una función de teatro en Barcelona, sin ir más lejos.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie paga

También vuelves ahora a televisión. Te unes a la serie Gran Reserva, una de las mejores series españolas en lo que a crítica y público se refiere. Trabajo no te falta.

Es verdad, soy muy afortunada. La directora de casting de Gran Reserva también lo era de Amar en tiempos revueltos, y ahora ha vuelto a confiar en mí para interpretar un papel en esta serie.

No siempre fue así. Tus primeros castings fueron frustrantes.

Mucho, como para cualquier actor. Precisamente, la primera vez que me presenté al casting de Amar en tiempos revueltos, no me seleccionaron. Todavía no estaba preparada. Dos años después volví a hacer la prueba y la directora me dijo: «ahora sí».

Y no sólo te vio preparada, sino que te mantuvo en tu papel de Ana Rivas durante dos temporadas.

Sí. Incluso han recuperado mi personaje en más de una ocasión para capítulos especiales. En mitad de la última temporada también he aparecido. Y ahora intervendré en Gran Reserva, en los tres últimos episodios de la temporada.

¿Hay posibilidades de que aparezcas en la temporada siguiente?

No lo sé. Todo depende de que La 1 renueve la serie. Yo por lo menos no muero. Eso es una garantía. (Risas)

¿Qué series te gustan?

Ahora no puedo ver demasiadas, aunque sigo Modern family, que me encanta, Shameless… Por supuesto, Gran Reserva, Amar en tiempos revueltos y Amar es para siempre. También me gustan mucho Aída y La que se avecina, en la que, por cierto, intervine en un capítulo hace poco.

¿Cómo ves el panorama de la ficción española?

No se puede comparar con la ficción estadounidense o británica. En las series españolas hay poca inversión económica, al contrario que en otros países. Aquí hacemos lo que podemos con los medios a nuestra disposición y creo que a veces salen productos muy buenos, como Gran Reserva, Amar en tiempos revueltos y Amar es para siempre. Por mi propia experiencia en Amar…, con el escaso tiempo de preparación con el que cuentas para hacer una serie diaria, el resultado es muy digno.

La frescura de Hermanas resulta revitalizante para un género que en televisión está ya demasiado manido. ¿No te parece?

Existe, precisamente, una película de Hermanas para televisión, que también dirigió Carol López, pero al estar rodada en catalán no ha llegado al público del resto del país. Ojalá haga una versión en castellano con el elenco actual. ¡O mejor, una serie! (Risas)

El mercado catalán siempre ha sido muy endógeno por tradición.

Pero eso está cambiando. Por ejemplo, Pulseras rojas (Polseres vermelles) ha triunfado ampliamente en Antena 3 doblada al castellano.

«Tenemos las series de televisión que nos merecemos»

¿Crees que hay poca cultura en televisión?

Sí.

¿Tenemos las series de televisión que nos merecemos?

Yo creo que sí. Y ya está.

Se te ve una chica muy independiente, directa, con las ideas claras. Muy parecida a Ana Rivas, tu personaje en Amar en tiempos revueltos, que fue el que te hizo popular.

¿Eso te parece?

¿Tratas de llevarte siempre los personajes a tu terreno o prefieres adoptar personalidades distintas?

En el caso de Amar en tiempos revueltos, al ser una serie diaria, es difícil construir un personaje desde cero, ya que a lo largo de los capítulos pasa por muchas situaciones distintas. Además, el tiempo entre toma y toma es reducido, así que tienes que intentar atraerlo hacia ti lo más posible. Ésa fue una de las pautas que nos dieron al comenzar a grabar.

marina san josé entrevista hermanas amar en tiempos revueltos gran reserva la que se avecina sin paga nadie paga
Marina San José caracterizada como Ana Rivas, en Amar en tiempos revueltos

Aunque el personaje, inevitablemente, va evolucionando con el tiempo.

Al principio Ana Rivas estaba muy cerca de cómo yo soy, pero poco a poco se va creando el necesario arco narrativo que exige el guion. Por ejemplo, cuando empecé en la serie no me dijeron que iba a ser lesbiana. Lo hicieron para que eso no marcara demasiado mi creación del personaje. Luego, con la segunda temporada, se desarrollaría el romance entre Ana y Teresa, a la que interpretaba Carlota Olcina, y pude desarrollar otras facetas del personaje ajenas a mi propia personalidad.

Ana Rivas no era precisamente una chica romántica. ¿Es también tu caso?

Ana era muy parecida al padre, muy decidida, se le daban bien los negocios. Pero en el fondo era una romántica. Su romance con Teresa fue muy bonito. En eso no tenía nada que ver conmigo. No soy muy de romances.

¿Ni siquiera en el fondo, como Ana Rivas?

No. Quizá pueda ser romántica durante los primeros cinco minutos. Luego ya…

Es evidente que no te importa arriesgarte con papeles complicados. En Hermanas, por ejemplo, en un momento de la obra enseñas un pecho.

El riesgo es siempre enriquecedor para el actor. Y además yo he hecho topless toda mi vida. Sería otra cosa si tuviera que desnudarme completamente. Para mí, enseñar una teta no supone nada. (Risas)

También has hecho algo de publicidad como modelo de fotografía. Hay ahora mismo fotos tuyas, por ejemplo, en la entrada del mercado de Fuencarral. ¿Es algo anecdótico?

Unos amigos me pidieron el favor de ser imagen de su campaña publicitaria y lo hice. También he hecho algo de publicidad con mi madre, reportajes para revistas, etc. Cosillas que salen. Es parte de mi trabajo como actriz, pero no me considero modelo.

Hagamos recuento: televisión, teatro, un corto, moda…

Me falta el cine.

¿Eres ambiciosa?

No. Nada.

Pareces el tipo de chica a la que le gustan el campo y los animales.

Es cierto. Vengo precisamente del campo. Hemos pasado allí unos días y todavía estoy habituándome de nuevo a la ciudad.


¿Qué proyectos tienes a la vista?

De momento, continuar en Hermanas el máximo tiempo posible en Madrid y luego, quizá, salir de gira con la obra por el resto de la península. Y en televisión, si Gran Reserva renueva por La 1.

Gracias, Marina.

A ti.

Fotografías de Javier Redondo Jordán.

Artículos relacionados

  • Pedro Ruiz (@ElPedroRuiz, Barcelona, 1947) es uno de nuestros artistas más polifacéticos, en el mejor sentido de la palabra, e inclasificables. No sólo es un gran humorista, sino que también escribe valiosos libros o monta sorprendentes shows. Además de todo esto, tiene dentro un poeta y un filósofo. Sus últimos espectáculos han sido No estoy…
    Tags: que, de, y, a, no, teatro, pedro, entrevista
Filed in: Teatro & espectáculos

Comments are closed.